dijous, 19 de març de 2015

Retos al sistema educativo


En unas pocas décadas hemos pasado de un paradigma educativo en el que un individuo completaba la mayor parte de su aprendizaje durante su etapa lectiva formal (primaria, secundaria y universitaria) y los conocimientos adquiridos eran como norma general suficientes para desempeñar sus funciones profesionales, a un modelo en el que vamos a necesitar actualizar nuestros conocimientos, habilidades y competencias a lo largo de toda la vida. Este nuevo paradigma que se conoce como el aprendizaje a lo largo de la vida o “Life Long Learning” [1] presenta una serie de retos al sistema educativo que debe adaptar los objetivos, metodologías y herramientas [2].

Estos retos se ven amplificados con la naturaleza exponencial en el ritmo que avanzan las tecnologías de la información y la comunicación TIC [3]. En poco más de 20 años, la Web se ha convertido en una herramienta indispensable para acceder a información y servicios, como herramienta de trabajo, comunicación de opinión, contacto con la administración y, por último pero no menos importante, de aprendizaje. Es tal la extensión, pervasividad e impacto de la Web -y su extensión más reciente en la Web móvil y las apps-  que tener competencias que capacitan el acceso a estas tecnologías definen un nuevo tipo de alfabetización [4, 5]. Y la carencia de medios de acceso a internet constituye un nuevo tipo de pobreza que limita las oportunidades de acceso a educación, trabajo y desarrollo personal tal como ha sido identificado por la UNESCO en el fenómeno conocido como la brecha digital [5].

Esto resulta en un entorno social, profesional, educativo altamente cambiante donde los individuos deben enfrentarse a un futuro desconocido y por ende deben estar preparados para adaptarse a estos entornos cambiantes.

Aparece pues en la educación un movimiento competencial [6] que intenta cambiar la estructura jerarquizada de asignaturas con el objetivo de preparar a estos alumnos para esta sociedad del conocimiento, y por lo tanto del aprendizaje a lo largo de la vida. Esto significa que la escuela debe parecerse más a los entornos sociales reales que a un mero instrumento de transmisión de contenidos.

Por ello el sistema educativo ya hace años que se enfrenta al reto de introducir las TIC en los procesos y currículos educativos. Esta introducción se puede llevar a cabo en tres niveles [7]

-       Aprender de las TIC: En las que se utilizan herramientas multimedia, interactivas o  según la nueva moda: adaptativas para transmitir conocimientos a los estudiantes. Es el nivel más básico en que las que las TIC sirven como reencarnación del libro de texto. Encaja perfectamente con metodologías conductistas y da persistencia al negocio editorial de los libros de texto sin alterar demasiado el modelo de negocio.

-       Aprender sobre las TIC:  En el que se identifican las TIC como una área de conocimiento en sí. El manejo de las TIC desde las aplicaciones ofimàticas hasta los lenguajes de programación pasando por las herramientas de creación de contenidos multimèdia se convierte en los contenidos y objetivos docentes.

Aprender con las TIC: Es un nivel más avanzado en el que las TIC son aprovechadas como soporte para la el aprendizaje mediante el uso de herramientas de simulación, trabajo colaborativo, experimentación e investigación.

[1] G. Attwell, "e-Portfolios – the DNA of the Personal Learning Environment?," Journal of e-Learning and Knowledge Society, vol. 3, pp. 39-61, 2007.

[2] Conde, M. [et al.]. Percepción de la apertura de los LMS en las ramas educativas y tecnológicas. A: Simposio Internacional de Informática Educativa. "SIIE 2012: Actas del XIV Simposio Internacional de Informática Educativa: Andorra la Vella, Andorra: 29 al 31 de Octubre de 2012". Andorra La Vella: Enginyeria i Arquitectura La Salle. Universitat Ramon Llull (URL), p. 245-250, 2012

[3] H. Ajjan and R. Hartshorne, "Investigating faculty decisions to adopt Web 2.0 technologies: Theory and Empirical Tests," The Internet and Higher Education, vol. 11, pp. 71-80, 2008.

[4] M. Prensky, "Digital natives, digital immigrants.," On the Horizon, vol.
9, 2001.


[5] Bawden, D. (2002). Revisión de los conceptos de alfabetización informacional y alfabetización digital. Anales De DocumentacióN, 5, 361-408. doi:10.6018/2261
[6] Gros, Begoña y Contreras, David. “La alfabetización digital y el desarrollo de competencias ciudadanas”, en Revista Ibe- roamericana de Educación, no. 42: Educación y ciudadanía, sept-dic, 2006. Madrid, oei, 2006, pp. 113- 116.

[7] http://ticotac.blogspot.com.es/search?q=aprendre+de+les+tic